Ejecutivo

Hospital de la Mujer iniciará operaciones en 2018

Las oaxaqueñas habrán esperado ocho años para ver esa obra


* Muerte materna, embarazo adolescente y cáncer cervicouterino a tope

Soledad Jarquín Edgar

SemMéxico, Oaxaca, 11 agosto 2017.- Propuesto en 2010 en la LX legislatura (2007-2010) por la entonces diputada del PAN, Perla Woolrich Fernández, el Hospital de la Mujer, considerado como una necesidad “impostergable,” será una realidad hasta 2018.

Así, las oaxaqueñas sumarán una espera de ocho años desde aquel día en que la diputada panista propuso y el resto del Legislativo aprobó un punto de acuerdo para solicitar al Ejecutivo, entonces encabezado por el gobernador priista Ulises Ruiz, la construcción del nosocomio, en una obra ya iniciada en la agencia municipal de Reyes Mantecón.

Uno de los mayores beneficios, se dijo entonces, del hospital que aún no se concluye, sería resolver las emergencias obstétricas que hoy colocan a Oaxaca, de acuerdo con información de los Servicios de Salud, en el cuarto lugar en muerte materna; hasta la semana epidemiológica número 29, se han contabilizado 22 defunciones de mujeres al momento del parto. La entidad también enfrenta otro grave problema, el embarazo adolescente: en 2016, se registraron nueve mil 700 embarazos en adolescentes y dos mil 185 en lo que va del 2017.

Como en el resto del país, enfermedades prevenibles como el cáncer cervicouterino es la primera causa de muerte en mujeres mayores de 25, con una tasa de mortalidad de 11.6 defunciones por cada 100 mil mujeres de 25 años y más. En 2016 se realizaron 20 mil 946 pruebas de citología vaginal y 18 mil pruebas de Virus del Papiloma Humano (VPH) a mujeres con factores de riesgo.

Ese mismo año, se hicieron 31 mil 056 exploraciones preventivas a cáncer de mama en mujeres de 25 a 39 años, así como 16 mil 391 estudios de mastografía.

La operación del Hospital de la Mujer tendrá que esperar al menos un año más, informó el titular de los Servicios de Salud Oaxaca, Celestino Alonso Álvarez, quien dijo la obra civil –para 30 camas- estará concluida en diciembre próximo, y será hasta mediados de 2018 que entrará en operaciones.

La razón, dice en entrevista para SemMéxico, es que la obra no estaba contemplada para que fuera el nosocomio prometido y desconoce para qué iba a ser utilizado; ante la demanda de su construcción, se hizo el anuncio de que sería el Hospital de la Mujer, lo que requirió de una conversión presupuestaria, de tal modo que, aunque se diseñó para 160 camas, en la primera etapa solo se han autorizado 30.

Por lo pronto, la obra civil tiene un avance del 90 por ciento, y se requieren entre 70 y 75 millones de pesos para concluirla, dice el titular de los Servicios de Salud de Oaxaca, el segundo de la actual administración pública de Oaxaca en sus primeros ocho meses de gestión.

Además, añade, faltaría el equipamiento del hospital, para lo cual se necesitan otros 210 millones de pesos que serían presupuestados para el siguiente ejercicio.

Alonso Álvarez considera que el sistema de salud estatal ha tenido avances pero también retrocesos que la han llevado a una situación grave, acelerado en los últimos 10 años, derivado de un conflicto financiero, como resultado de acciones que no estaban contempladas en los presupuestos autorizados, como es el caso del Hospital de la Mujer que tuvo que ser reconvertido, así como otras 114 unidades médicas, hospitales o clínicas que hoy están inconclusas, pese a que al menos dos gobiernos anteriores los iniciaron; de ellas, solo 74 están ya debidamente evaluadas y aprobadas por el Sistema Nacional de Salud.

Agrega que otra parte importante de ese atorón financiero que tiene “en la cama de enfermos” al sistema de salud de Oaxaca, es resultado de la contratación fuera del presupuesto de personal de base, no regularizado, precario y eventual.

Por otra parte, se refirió a la Clínica de la Mujer, construida por el gobierno municipal encabezado por Javier Villacaña Jiménez y que el actual ayuntamiento de la ciudad de Oaxaca entregó en un contrato de comodato a los Servicios de Salud de Oaxaca por un lapso de 99 años.

Celestino Alonso explica que ya está en operación, pero es perfectible su funcionamiento, al señalar que requiere más equipamiento y personal especializado.

Resolver la gravedad pasa por los recursos financieros, dice Alonso Álvarez, quien explica que el presupuesto de 6 mil 997 millones de pesos es insuficiente; se requieren alrededor de mil 400 millones de pesos adicionales. “Tenemos un déficit presupuestal cercano a los 5 mil 300 millones de pesos, de los cuales, 4 mil millones de pesos son solo para concluir las 114 obras”.

Admite que las condiciones no son favorables; “cuando tenemos restricciones de carácter financiero se vuelve complicado, pero le haremos frente, me preocupa y ocupa encontrar las rutas para solucionarlo” y, sobre todo, plantea que quienes están en el servicio público deben acostumbrarse a la legalidad y a las normas; “si están mal las normas hay que cambiar, pero no podemos actuar fuera de ellas”.

Lo cierto es que, por lo pronto, regularizar financieramente al sistema de salud de Oaxaca requiere de dos o tres años, reconoce el titular de los Servicios de Salud de Oaxaca.

SEM/sje/lr


Comment Box is loading comments...