Internacional

Mujeres deben participar en la lucha contra el terrorismo

Realizan seminario sobre el papel de las mujeres en la prevención de conflictos


* Observaron que las mujeres que ya han contribuido de manera significativa a la prevención y resolución de conflictos a nivel comunitario

Gloria Analco

SemMéxico, Cd. de México, 23 junio 2017.- Las mujeres pueden desempeñar funciones fundamentales en la prevención de conflictos, y las organizaciones internacionales y regionales tienen la oportunidad de apoyar la creciente participación de las mujeres que se está produciendo en Asia Central.
Esa fue la conclusión clave del seminario regional: “El papel de la mujer y las jóvenes en la prevención de conflictos en Asia Central”, celebrado en Almaty, Kazajstán, y organizado por el Centro Regional de las Naciones Unidas para la Diplomacia Preventiva para Asia Central (UNRCCA), en cooperación con ONU Mujeres y el Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA) para Europa del Este y Asia Central.
En la apertura del seminario, la Jefa de la Oficina Multinacional de ONU Mujeres en Asia Central, Nargis Azizova, describió cómo varios Estados en esa región han reconocido la participación de las mujeres en la elaboración de planes nacionales, exigencia que ha quedado plasmada en la Resolución 1325 de la ONU.
“Son documentos que ya apoyan esa participación, pero necesitamos recursos y el seguimiento de su aplicación para hacer que se cumplan de manera efectiva”, dijo.
Petko Draganov, Representante Especial del Secretario General de la ONU, subrayó en el seminario:
“Hemos visto a mujeres decididas y fuertes tratando de evitar una mayor escalada de los conflictos”, y añadió:
“Dada esa experiencia hay que reconocer la necesidad de que las mujeres participen plenamente en la lucha contra el terrorismo y el extremismo, que es clave para mantener la paz y la estabilidad desde los gobiernos locales, de un Estado a otro y en los órganos regionales”.
A su vez, Sabine Freizer, Asesora Regional de la Mujer de las Naciones Unidas para la Gobernabilidad, Paz y Seguridad para Europa y Asia Central, ofreció ejemplos específicos sobre cómo las mujeres se ven afectadas por el extremismo violento en Tayikistán y Kirguistán.
Señaló que sobre la base de las investigaciones realizadas en el campo, el 20 por ciento de quienes viajaron en los últimos años por Asia Central para unirse a ISIS en Siria e Irak eran mujeres.
Subrayó que las mujeres de todos los ámbitos de la vida, sean profesoras, alcaldesas incluso o activistas están involucradas en la prevención del extremismo violento mediante la promoción de la concientización sobre los peligros que implica el pensamiento radical, especialmente entre las propias mujeres.
Por su parte, el Comité para la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (CEDAW), sobre la base de su recomendación general 30, ahora está pidiendo a los Estados que informen sobre la forma en que están facilitando la participación de las mujeres en las cuestiones de paz y seguridad.
También recordó que la implementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible 5 y 16 establece que sea obligatorio para los Estados dar a las mujeres más influencia en la resolución de problemas en los conflictos.
Para aumentar el papel de las mujeres y las jóvenes en la prevención de conflictos y construir la paz en Asia Central, en Almaty se reunieron representantes de las estructuras estatales de los cinco Estados de Asia Central, además de Afganistán, Azerbaiyán e Irán, así como expertos independientes de esa región.
Observaron que las mujeres que ya han contribuido de manera significativa a la prevención y resolución de conflictos a nivel comunitario, ahora deben aumentar su papel a nivel nacional, para lo cual ellas deben ser identificadas e involucradas en ese proceso.
El seminario, que concluyó sus trabajos el pasado 22 de junio, forma parte de la serie de diálogos estratégicos sobre los desafíos relacionados con la seguridad que el UNRCCA lleva al cabo anualmente.
Participaron, además de representantes de los gobiernos y organismos internacionales, la sociedad civil y la comunidad de expertas y expertos en Asis Central.
El acuerdo unánime fue que la participación de las mujeres en la prevención y resolución de conflictos debe ser apoyada e ir en aumento a nivel comunitario, nacional y transnacional, y se demandó un mayor intercambio de las experiencias en ese tema en Asia Central.






Comment Box is loading comments...