Congreso

Mujeres en el más bajo nivel del “negocio de la droga”

Presentan iniciativas para dar trato justo a detenidas por tráfico de drogas


* Plantea reformas a códigos penal, penitenciario y de Salud

Redacción

SemMéxico, Oaxaca, 23 de mayo de 2017.- Las diputadas Mariana Benítez Tiburcio y Erika Araceli Rodríguez Hernández presentaron una iniciativa para reformar diversas leyes del sistema penal y penitenciario y de salud para que estas mujeres reciban un trato justo al ser procesadas y recluidas.
Así se informó en un comunicado de prensa en el que señala que en México casi el 45 por ciento de las mujeres encarceladas cometieron delitos relacionados con drogas, y explica que las redes de tráfico de sustancias ilícitas reclutan a las mujeres más vulnerables para desempeñarse en los roles más bajos y peligrosos.
La mayoría de las mujeres involucradas en el “negocio” de las drogas lo están en el más bajo nivel de la cadena del crimen organizado, ya sea como pequeñas vendedoras, “correos humanos” de drogas o transportadoras, y son fácilmente reemplazadas, por lo que su detención no tiene ningún impacto en la disminución del tráfico de drogas, o en la inseguridad ciudadana.
Preocupadas por esta situación, dice el comunicado, que actualmente se pasa por alto en el sistema de justicia penal y que agrava la profunda vulnerabilidad de las mujeres involucradas en delitos de drogas, las diputadas Benítez Tiburcio y Rodríguez Hernández, presentaron la iniciativa que plantea reformas al Código Nacional de Procedimientos Penales, a la Ley General De Salud, al Código Penal Federal y a la Ley Nacional de Ejecución Penal.
“La mayoría de las mujeres encarceladas a menudo son efectivamente culpables de cometer el ilícito del que se las acusa, sin embargo, lo hacen obligadas por la desigualdad estructural de la que son víctimas. Particularmente las mujeres acusadas de delitos de drogas, frecuentemente crecen en entornos propicios para el involucramiento en actividades ilícitas, y no cuentan con los medios o el capital social para generar alternativas”, comentó la también secretaria general del Organismo Nacional de Mujeres Priistas, Benítez Tiburcio.
Informó que en numerosos casos, las mujeres procesadas han sido, en algún momento de su vida y de manera reiterada, víctimas de violencia, abuso sexual o explotación sexual comercial, sin que hayan recibido una atención oportuna por parte del Estado, reconoció la diputada priista.
"En el momento de ser procesadas y a la hora de determinar su culpabilidad e imponer una sentencia, no se toman en cuenta los factores que anteceden a su involucramiento ni su modalidad de participación, por lo que una vez encarceladas, los patrones de violencia se extienden también a la prisión".
SEM/SJE



Comment Box is loading comments...