Congreso

Senado expide Ley General para Prevenir, Investigar y Sancionar la Tortura y otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes

Pasa al Poder Ejecutivo para su publicación


* Se encuentran acorde a los estándares internacionales

Alicia Mendoza

SemMéxico. Cd. de México. 26 de abril de 2017.- El Pleno del Senado de la República aprobó, con 90 votos a favor, expedir la Ley General para Prevenir, Investigar y Sancionar la Tortura y otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes, la cual fue remitida al Poder Ejecutivo, quien podría hacer observaciones o publicar inmediatamente en el Diario Oficial de la Federación.

En la sesión de este miércoles, la senadora Angélica de la Peña Gómez, presidenta de la Comisión de Derechos Humanos, precisó que el dictamen también reforma, adiciona y deroga diversas disposiciones del Código Penal Federal, de la Ley de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, de la Ley del Sistema Nacional de Seguridad Pública y de la Ley de Extradición Internacional.

Las propuestas que contiene el dictamen, se encuentran acorde a los estándares internacionales y constituye un instrumento legal que, de implementarse efectivamente, contribuirá a superar los retos del combate y erradicación de “esta aberrante práctica”, dijo la legisladora perredista.

Al presentar el dictamen, la senadora panista María del Pilar Ortega Martínez, presidenta de la Comisión de Justicia, apuntó que el nuevo instrumento jurídico define los tipos penales y las sanciones respectivas a la comisión del delito de la tortura y otros tratos o penas crueles, asimismo establece la “prohibición absoluta de la tortura y los tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes se encuentran prohibidos de manera estricta, completa, incondicional e imperativa”.

Detalló que de acuerdo a la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), del 2006 al 31 de diciembre de 2015, se recibieron cuatro mil 404 quejas sobre trato cruel o degradante; y la Secretaría de la Defensa Nacional es la que más número de quejas tiene.

Además, según el Índice Global de Impunidad, México ocupa el lugar 58 de 59 países con mayor nivel de impunidad.

La senadora priista Cristina Díaz Salazar, presidenta de la Comisión de Gobernación, resaltó que para el Estado mexicano esta ley significa un avance significativo para el establecimiento de un marco legal eficaz y necesario para la prevención, sanción y erradicación de la tortura en el país, porque el combate a la tortura es una de las mayores preocupaciones de las autoridades y de la sociedad.

Existen cinco puntos trascendentales de esta Ley, dijo, primero se enuncia como un principio normativo la prohibición absoluta de la tortura, también se armonizan las reglas de responsabilidad penal correspondientes a los superiores jerárquicos, además se garantiza que los servidores públicos investigados no puedan interferir, así como se flexibiliza la regla para la procedencia de la investigación del delito, y se excluye toda prueba obtenida a través de la tortura.

En tribuna, las tres presidentas de las comisiones que dictaminaron dicha minuta destacaron que las modificaciones hechas por la Cámara de Diputados fortalecen y perfeccionan la ley
diseñada en primera instancia por el Senado, y que uno de los cambios más relevantes fue establecer que no será válida ninguna declaración o prueba cuyo originen tengan un acto de tortura, abuso o trato cruel inhumano.

Además, la ley señala que los superiores jerárquicos, policiales, serán considerados autores del delito de tortura en los términos de lo previsto en la legislación penal aplicable.
De igual forma, la nueva ley apunta que al servidor público que, siendo investigado o vinculado a proceso por el delito de tortura, y que por razón de su encargo o influencia pueda interferir u obstaculizar las investigaciones, le podrán ser aplicadas las medidas cautelares previstas en el Código Nacional de Procedimientos Penales, incluida la suspensión del cargo.

Adicionalmente, la ley dicta que “la investigación del delito de tortura se iniciará de oficio sólo o a petición de parte cuando emita vista la autoridad judicial, siempre que ésta advierta un menoscabo en la integridad física del imputado; o que éste lo manifieste y se cuente con elementos objetivos o evidencia razonable que hagan suponer que fue torturado”.

También define la distribución de competencia y de coordinación en los tres niveles de gobierno para prevenir, investigar, juzgar y sancionarlo, así como las medidas que garanticen los derechos de las personas víctimas de estos delitos.

Por su parte, la senadora perredista, Dolores Padierna Luna, señaló que esta ley retoma las medidas sugeridas por la Organización de las Naciones Unidas, por lo que se apega a estándares internacionales, lo que constituye un avance relevante en la defensa de los derechos humanos.

Explicó que esta ley retoma el principio pro persona, lo cual abrirá la puerta para que muchos casos de personas torturadas sean revisados por el Poder Judicial, y citó datos del Consejo de la Judicatura Federal, que indican que del año 2005 al 2013, sólo existen cuatro sentencias condenatorias por el delito de tortura.

La senadora Layda Sansores San Román, del grupo parlamentario del PT, destacó que la tortura va en aumento en el país desde la llamada “guerra contra el narcotráfico”, iniciada por Felipe Calderón Hinojosa, ex presidente de México.

El senador Jorge Aréchiga Ávila, del PVEM, también destacó que los registros históricos de la CNDH muestran que los casos de tortura han ido en aumento, 16 ocurridos en 2010, hasta 216 en 2016.

Finalmente, el senador Fidel Demédicis Hidalgo, del PT, aseguró que esta ley es una luz de esperanza ante la tortura, la cual, “es el método favorito de quienes aplican la procuración de justicia por consigna”.

Cabe destacar que dicha ley tuvo que esperar un año y medio para su aprobación, ya que fue el 27 de octubre de 2015 cuando la senadora Angélica de la Peña presentó la iniciativa ante el Senado.

La semana pasada el pleno de la Cámara de Diputados aprobó la minuta con modificaciones, ayer las comisiones unidas del Senado la avalaron y hoy el dictamen fue presentado, discutido y aprobado por el pleno del Senado.


Comment Box is loading comments...