Redes

Un franelero, la clave del triple crimen en Juchitán

“R” afirma que no fue el único testigo

2018-09-12 13:56:37 Leído : 157 veces.
• Por su testimonio, es testigo incógnito de la fiscalía estatal

SemMéxico/EL UNIVERSAL, Oaxaca de Juárez. 12 de septiembre de 2018.- A “R” el desempleado lo había orillado hacerla de franelero y cuidar los carros de los clientes del bar el Jardín, en Juchitán, una ciudad del Istmo de Tehuantepec. A cambio sólo ganaba las propinas.

No lo hacía todas la noches, sólo cuando la afluencia de las personas lo ameritaba y la noche del viernes 1  de junio del 2018 fue uno de esos días. Entonces no se imaginaba que se convertiría en la clave para dar con uno de los presuntos culpables de un multihomicidio que hace cuatro meses consternó a esta ciudad zapoteca.

“R” es un testigo incógnito de la Fiscalía General del Estado para resolver el asesinato de la entonces candidata del PRI a una regiduría, Pamela Terán; la fotoperiodista María del Sol Cruz, y el chofer Adelfo Guerra.

Además de su oficio, de él se conocen sus iniciales, que estudio hasta quinto año de primaria, que sabe leer y escribir y que habla español y zapoteco. Ésta semana desató polémica, pues su existencia se puso en duda tras la liberación del único imputado.

“En ocasiones voy al bar Jardín (…) me dedico a cuidar los carros de los clientes, por lo que me gano un dinero con la propina”, así empieza la declaración de “R” ante la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI), a la que tuvo acceso EL UNIVERSAL y en la que afirma que no fue el único testigo.


  • TAGS


COMENTARIOS


HACER COMENTARIO



SIGUENOS