Mujeres

Falleció Adriana Luna Parra, mexicana ejemplar

“Mientras pueda puedo, cuando no…Adiós”

2018-08-25 18:24:22 Leído : 11528 veces.
• No se puede permitir que religión ni idea religiosa interrumpa las libertades humanas

SemMéxico, Cd. de México, 25 agosto 2018.-  Adriana Luna Parra ha partido de esta vida el día de hoy, pasadas las cinco de la tarde,  fiel a sí misma, a su convicción, “mientras pueda puedo, cuando no…Adiós”.

 

Luchadora incansable hasta su despedida, Adriana Luna Parra, psicóloga de formación, defensora de derechos humanos por convicción, logra que su demanda “el derecho a una muerte digna se convierta en una política pública abierta, sin objeción de conciencia”.

 

Hace unos días, la Suprema Corte de Justica aprobó el derecho a una muerte digna en la Constitución de la capital mexicana junto con otros artículos.

 

Apasionada, en su última intervención en la Comisión Nacional de los Derechos Humanos del Distrito Federal, dijo “no queremos un Estado que obedezca a las iglesias, debe ser un Estado laico que respete a las personas. No se puede permitir que religión alguna, ni idea religiosa interrumpa las libertades humanas”.

 

Y fue tajante respecto a la visión de los médicos de conservar la vida, les dijo que “primero tienen que respetar la decisión de sus pacientes”. 

 

“Vengo a hacer un llamado a luchar por una muerte digna, debemos promover que la muerte se entienda como parte del proceso de la vida y por lo tanto debe respetarse”. Llamó a rebelarse, la obediencia dijo es una visión patriarcal, “no debemos ser sumisos ni ante nuestros maridos, padres e hijos”.

 

Dejó huella donde transitaba, delgada con su atuendo regional, su pelo cano y su rostro lleno de vitalidad, como bien señaló Clara Jusidman, “joven de espíritu. Adriana (Luna Parra) tiene el don de inyectar vida y esperanza en quienes la rodean, siempre dispuesta a ayudar y a encontrar soluciones creativas. Una mexicana ejemplar y una abuela irreverente”.

 

Su lucha la concentraba en el respeto a los derechos humanos de las personas mayores, Gabriela Delgado Ballesteros recordó su paso en el Instituto de las Mujeres del entonces Distrito Federal, durante la gestión del ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas, y dijo “desde entonces luchaba por hacer valer la vejez con dignidad”.

 

Actualmente, era de las principales promotoras para que México ratifique la Convención Interamericana sobre la Protección de los Derechos Humanos de las Personas Mayores.

 

En la presentación de la Declaración de “Envejecer con dignidad y derechos humanos” por la CNDH, el pasado 24 de abril, señaló “como persona mayor y feminista, hablamos de la feminización de la vejez porque además de exigir nuestros derechos, la edad multiplica la discriminación más cuando se nos ha educado para ser bellas y servir a los demás. Cuando se vive un enorme grado de violencia en el cuerpo de las mujeres y hemos llegado a un feminicidio enorme que también nos incluye a las personas mayores, ya es un tema de derechos humanos y de justicia que tenemos que reflexionar, tenemos que saber tomar las riendas de nuestra vida o el tiempo se va.”

 

Muchos de los asistentes en esa ocasión, personas mayores, mujeres y hombres, la consideraban su maestra, ya que tomaron clases con ella, en los múltiples cursos que dio en las escuelas de adultos mayores o asistieron a sus conferencias en la Escuela Nacional de Trabajo Social y, en los foros donde se abordaba el tema del envejecimiento, era obligada su presencia.

 

Un grupo de amigas de Adriana Luna Parra estuvieron con ella, con flores y una serenata con música de Son, en las puertas de su casa, en la colonia San Miguel Chapultepec. Rosa María Cabrera, Rosas Rojas, Dorisol González Cuenca, Sara Lovera, Beatriz Cosío, Cristina Renaud y Adela Muñiz, entre otras.

 

La abuela irreverente estuvo acompañada de sus nietos, sus hijos e hijas, toda su familia, sus amigos más íntimos.

 

SEM/em/sj


  • TAGS


COMENTARIOS


HACER COMENTARIO



SIGUENOS