Ejecutivo

La edad no puede ni debe ser obstáculo para la participación social de las mujeres: Eternod Aramburu

l Ciclo Interamericano sobre Derechos Humanos de las Personas Mayores, “Género y Envejecimiento”

2018-06-12 21:46:50 Leído : 629 veces.
No se puede dejar de hablar de las violencias a las que están expuestas las mujeres desde los círculos familiares hasta  las violencias de los abusos hasta que se les condena.

SemMéxico. Cd. de México. 12 de junio de 2018.- Toda la vida de discriminación de género combinada con la desigualdad que nos produce la edad puede tener efectos devastadores en las mujeres adultas mayores, la edad no puede ni debe ser una limitación para la participación social de las mujeres, consideró María Marcela Eternod Aramburú, Secretaria Ejecutiva del Instituto Nacional de las Mujeres.

Destacó que nos falta mucho por avanzar para que las personas de edad mayores puedan vivir en condiciones de dignidad, de seguridad, que puedan aspirar a una vida plena, por lo que se dijo estar convencida de que este es el momento urgente para ponernos a trabajar en todas las políticas públicas, en todos los programas para tener una vejez digna.

Al participar en la inauguración del Ciclo Interamericano sobre Derechos Humanos de las Personas Mayores, “Género y Envejecimiento”, que se llevó a cabo el día de hoy en la ciudad  de México, destacó las cifras de la Organización Mundial de la Salud que estima que la población de 80 años y más va a aumentar cuatro veces más, “esta transición demográfica es un reto y a la vez una oportunidad de aprovechar toda la experiencia de las personas mayores en el desarrollo de una sociedad, de un país”.

Destacó que en México y en el mundo en general hay más mujeres adultas mayores que hombres, y que desde que nacemos lo hacemos con una serie de desventajas y obstáculos por los estereotipos de género, situación que debe cambiar para que las mujeres vivan de mejor manera. 

Menciono que no se puede dejar de hablar de las violencias a las que están expuestas las mujeres desde los círculos familiares hasta  las violencias de los abusos hasta que se les condena. Además de que se nos obliga a cumplir roles de cuidado de los niños, la casa, y si la mama trabaja para esto  está la tía, la abuela. Los hombres nacen con una serie de privilegios por este tipo de roles.  

Por lo que destacó que es un privilegio contar con espacios de reflexión, ya que el envejecimiento es una de las tendencias más significativas del Siglo XXII, por lo que las políticas públicas deben tener una perspectiva de género.

Estuvieron presentes en el evento Marcela Bustamante Torres, Coordinadora del Secretariado Regional de América Latina y del Caribe Help  Age Internacional; Sandra Huechan, Coordinadora Tecnica del Seguimiento Regional del Plan de Acción Internacional de Madrid sobre el Envejecimiento; la doctora Verónica Montes de Oca, del Seminario Interdisciplinario de Envejecimiento y Vejez de la Unam;  Teresa Gómez del Río, Directora General de Enlace y Desarrollo con Organizaciones no Gubernamentales de la CNDH, y la licenciada María Fernanda Casas Berthier del Consejo Estatal de los Derechos Humanos en Veracruz. La declaratoria inaugural estuvo a cargo de la Mtra. María Eréndira Cruzvillegas Fuentes, cuarta visitadora de la CNDH.


  • TAGS


COMENTARIOS


HACER COMENTARIO



SIGUENOS